Síndrome de ovario poliquístico: aspectos psicológicos, estrés y mala alimentación
Fecha: 2022-09-11 09:46:36 AM |
El síndrome de ovario poliquístico (SOP) es la afección más común de los desórdenes endocrinos en mujeres en edad reproductiva. Conlleva a otros problemas de salud graves, como la diabetes, cardiovasculares, depresión y un mayor riesgo de cáncer de endometrio, además, está fuertemente asociado con la obesidad abdominal y la resistencia a la insulina.

Lo que popularmente escuchamos decir a diario es que el estrés es psicológico, que todo está en tu mente. Y luego nos preguntamos cómo puede ser que un síntoma “psicológico” nos presente tantos problemas de salud.


“Es porque el estrés desencadena la sobreexpresión de ACTH, una hormona que se encuentra en una glándula en el cerebro, y ésta a su vez genera una producción excesiva de la hormona llamada cortisol, producida en los riñones”, explicó a nuestro medio la Dra. Antonella Fariña Lautenschlager, bioquímica con especialidad en Hematología Clínica y en Administración en Servicios de Salud.

¿Y por qué hacemos tanto énfasis en esta hormona?

Sobre esa pregunta, indicó que el alto nivel de cortisol provoca el aumento en el cerebro del sistema de recompensa a favor de alimentos altos en azúcar y grasas.

Adentrándonos a los malos hábitos alimenticios, todo comienza por una alta ingesta de carbohidratos, es decir azúcares, lácteos y harinas refinadas, afirmó, señalando que con esto no decimos que hay que dejar de consumir estos alimentos, sino que regular su consumo.

“Recordemos que ni un alimento es malo para el organismo, a menos que lo consumamos en exceso”, resaltó.

Sostuvo que, en Paraguay la dieta es rica en harinas refinadas y alimentos azucarados, agregado a esto, el estrés del trabajo, salir y toparse con el tráfico, llegar tarde a la casa y ya no tener tiempo para realizar actividades físicas.

Aparentemente, esa situación no provoca un daño más allá de un aumento de peso. Pero algo pasa internamente si todos los días por un largo periodo de tiempo, nos habituamos a esta rutina. Lo primero que se produce es un aumento en los niveles de glucosa, explicó.

“Sabemos que la primera patología asociada es la diabetes, pero nos centraremos en lo que pocos saben que es el impacto hormonal. Un exceso de este carbohidrato llamado glucosa provoca dos aumentos hormonales importantes, del cortisol recién mencionado y de la insulina”, destacó la profesional.

¿Qué es la insulina?

La insulina es la hormona encargada de regular la cantidad de glucosa en sangre. También hábitos como dormir poco provocan un aumento tanto del cortisol como del aumento de la glucosa. La insulina estimula la producción de andrógenos.

¿Qué son los andrógenos?

Son tres hormonas que provocan la aparición de caracteres masculinos secundarios, y de gran importancia para la salud sexual femenina.

Estas son la testosterona, androstenediona y DHEA sulfato. Se producen por metabolismo del colesterol disponible. Con esto ya abrimos una idea de que las personas con sobrepeso van a producir más de esta hormona.

Usualmente los mismos alimentos que aumentan los niveles de glucosa, también aumentan el colesterol.

Sin embargo, volviendo al tema, la producción de andrógenos inhibe la producción de otra hormona llamada SHBG o proteína transportadora de hormonas. La SHBG controla las cantidades de hormonas que se distribuyen a los órganos del cuerpo.

Al disminuir su secreción, queda más cantidad libre en circulación de testosterona y androstenediona, provocando rasgos masculinos como vello en rostro y cuerpo y acné.

Así también se aumenta la producción de otra hormona LH o hormona luteinizante, que es la encargada de liberar los óvulos de los folículos y prepara al útero para implantar el óvulo fertilizado; y a la vez también se provoca una disminución de la hormona FSH o folículo estimulante lo que provoca directamente que no haya ovulación y esto es directamente proporcional a infertilidad.

Todo esto es el resumen de lo que sucede en el Síndrome de Ovario Poliquístico.

“Es muy compleja la cascada de eventos hormonales que se producen, pero la idea es que se entienda que todo comenzó con malos hábitos alimenticios, exceso en el consumo de carbohidratos y azúcares, y del estrés acumulado en el cuerpo”, detalló la Dra. Fariña.

Estrés y Fertilidad

El estrés y la infertilidad es otro título grande que podríamos poner a este artículo. Son muchos los casos de mujeres con problemas hormonales, sea cual fuere la causa, pero buscando un embarazo tan deseado, se someten a tantos tratamientos y pruebas y generan una ansiedad prolongada en el organismo.

Dicha ansiedad se traduce a altos niveles de cortisol y por lo tanto no suelen llegar al embarazo. Una vez que logran manejar ese estrés, consiguen llegar al objetivo. No es en vano que los médicos ante cualquier enfermedad, una de las primeras cosas que te recetan es en la inversión en hábitos que ayuden a manejar los niveles altos de estrés, acompañado a una dieta rica en proteínas, fibras y mucha agua.

“El diagnóstico se baja en el dosaje en sangre de todas estas hormonas en el laboratorio, así también de la realización de una ecografía para visualizar estos quistes en el ovario”, puntualizó.

hoy.com


Buscador
Lo Ultimo
22
2022-10-07 06:32:17 AM